Lograr un embarazo no es tarea fácil…

El ser humano es una especie que se reproduce bastante ineficazmente. La posibilidad que tiene una pareja de embarazarse por mes es solo del 15% al 20%. En un año aproximadamente el 85% de las parejas se embarazan, y en dos años el 93%. El resto, forma parte del grupo con problemas reproductivos. La incidencia de este problema (en franco crecimiento) en el mundo es de aproximadamente 20% de la población general. Cuanto más joven es una pareja y más tiempo lleva buscando embarazo sin lograrlo, más severa, probablemente, sea la causa de la infertilidad. A pesar de la creciente expectativa de vida, el límite de la fertilidad en la mujer lo pone el cese de la función ovárica (reloj biológico), en el hombre, aunque menos claro, el paso del tiempo también tiene un efecto deletéreo sobre la calidad espermática.

Frente a problemas de fertilidad, en primer lugar hay que estudiar a los integrantes de la pareja separadamente y luego ver qué sucede con ambos. Es sumamente importante una entrevista recabando toda la información posible sobre ellos y los antecedentes familiares. También sobre hábitos alimenticios, actividad física, etc.
Al momento de solicitar los estudios básicos a la pareja, en el hombre es bastante simple, ya que con un Espermograma, uno tiene idea de los principales parámetros del semen, que son Cantidad, Movilidad y Morfología.

En la mujer los estudios se dirigen a conocer su estado Funcional (Hormonal y Metabólico) y cómo está Anatómicamente(Integridad del aparato reproductor femenino). Estos estudios funcionales se realizan a través de análisis hormonales y parámetros de laboratorio que nos dan una idea de las condiciones metabólicas de la paciente. La valoración del factor anatómico se basa en estudios de diagnóstico por imágenes. Por supuesto que esto constituye un esquema básico de estudio de la pareja pero del interrogatorio a la pareja van a surgir otras posibilidades diagnósticas que habrá que investigar.
Actualmente contamos con numerosos recursos para solucionar diferentes problemas que causan infertilidad. De un buen diagnóstico y de la elección del tratamiento adecuado obtenemos los mejores resultados.
Mi idea es que la pareja no solo logre el embarazo, sino que puedan cursarlo sin complicaciones y con el menor riesgo para la madre y el bebé.

Dr. José Ordoñez – Director Médico de Origen